Las “conductas inaceptables” de GH Dúo
04/02/2019
Mercedes Milá vuelve a la televisión con su programa ‘Scott y Milá’
06/02/2019

¿Cómo remontar la audiencia de los Goya y saber aprovecharte de la industria?

Esta sería la gran pregunta que Andreu Buenafuente y Silvia Abril habrían contestado cuando aceptaron la propuesta de presentar los Goya, una gala muy maltratada por parte de la industria y en declive tras los últimos presentadores que la academia eligió.

Toda la profesión sabía la apuesta segura que era poner al frente de la gala a esta pareja de monologuistas que hacen de su complicidad el ingenio para que el espectador disfrute. Pero con lo que muy pocos contábamos es el espectacular ingenio del productor para sacar partido de una gala que muere el mismo día que se realiza.

Puede ser que al igual que pasaba con Javier Sardá, el catalán Andreu Buenafuente conozca la televisión mejor que los propios directores y responsables de la misma, eso y su poca vergüenza para sacar humor de una gala que no tiene más intríngulis que la de entregar cabezones.

Muy pocos espectadores siguen a diario el programa Late Motiv que presenta el humorista en el canal cero de Moviestar, pero eso no es un problema para el presentador, ya que gracias a la labor de Community Management de la productora, saben vender y mostrar el contenido justo para enganchar al espectador.

¿Quién se puede creer que Silvia Abril y Andreu Buenafuente, vayan sin descansar, sin dormir, sin ducharse al programa, 24 horas después de los Goya?, yo creo que nadie, pero para empezar a resolver esta pregunta, ¿algún espectador esperaba ayer alguna aportación extra de la pareja sobre la gala de los Goya?, sinceramente no, la audiencia funciono, las criticas acompañaban y en este país lo que funciona no se critica y lo que no se critica ya no vuelve a existir, pero hay es donde tiene cabida el gran ingenio de Buenafuente y Abril.

Sabían que la única forma de poder enganchar al espectador y la euforia de los Goya era simular el robo de los cabezones y la puesta en escena de ir con los mismos trajes y las maletas, así como hacer un contra Sketch de la gala, una manera de satisfacer al espectador, agradecer a los jefes que les pagaron y a su vez contentar a los que le pagan cada día, dándole un contenido exclusivo al canal de pago.

En otras ediciones los presentadores de los Goya suelen hacer un tour de entrevistas para justificar sus meteduras de pata y dar la cara por la academia ante los malos resultados, pero ayer solo Andreu y Silvia hablaron para su canal y sus programas los que están producidos por su propia productora, y eso una vez más sorprendió.

No sabemos si serán o no los presentadores para la próxima edición del 2020 de los Goya, pero de lo que esta claro es que la historia de nuestro cine de este año no puede vivir sin la gran labor y visibilidad que hicieron esta pareja de presentadores durante la pasada noche