Vuelve ‘Tu cara me suena’
02/01/2020
La historia del s.XX contada en fotos por #0
02/01/2020

Igartiburu le arrebata el protagonismo a la Pedroche

Anne Igartiburu y Roberto Leal en la Puerta del Sol. RTVE

Una vez pasada la resaca de Nochevieja es hora de hacer balance e inauguramos este segundo día del año con las audiencias de las uvas y otro año más Anne Igartiburu junto a su compañero de ceremonia, Roberto Leal, vuelven a darle la victoria a TVE con un share de 35.2% durante el minuto de oro entre el 0.00-0.01 horas con un total de 6.154.000.

Mientras en Antena 3, sube a máximos históricos y hace que la expectación ante el vestido de Cristina Pedroche de un 28.7% antes de tomarnos las uvas. Sin embargo, en el momento de las campanadas los españoles prefieren recibir el año con las campanadas en la televisión público, lo que hizo bajar a la cadena principal de Atresmedia a un 26.5% con 4.634.000 espectadores. La periodista fue una de las protagonistas y el foco de los memes de Nochevieja con un diseño de Jacinto Manuel inspirado en la obra de “Claude Lalanne realizó para Yves St Laurent sus famosas esculturas doradas en la colección de alta costura otoño invierno 1969” explicó su estilista Josie.

Alberto Chicote y Cristina Pedroche en las campanadas de 2020. ANTENA 3

Por último, cabe destacar que Telecinco resucitó gracias a Jesús Vázquez y Paz Padilla. Mediaset se trasladó desde la Puerta del Sol hasta uno de los pueblos más bonitos de España escogidos por los telespectadores: Guadalupe, creo muy expectación y no defraudó. No faltó las referencias a sus competidores, Alberto Chicote y Cristina Pedroche. Paz Padilla entró a la plaza en un trono que simulaba al Trono de Hierro de ‘Juego de Tronos’, sin embargo, en vez de espadas llevaba utensilios culinarios y la comunicadora lucía una capa para esconder su principal atuendo aludiendo a la ya emblemática capa que la Pedroche solo se descubre cinco minutos antes de tomarnos las uvas. La comedia vino cuando Padilla se quitó la capa para acabar en batín de ir por casa. Finalmente, recibió el año 2020 con un vestido blaco y mucho cachondeo.